Web BizarroWeb Bizarro

Suscríbete a nuestro Newsletter

X

Únete a nuestra lista de correos para recibir semanalmente actualizaciones de nuestro contenido.

Cómo borrar tus datos de tu teléfono si lo vendes

Cómo borrar tus datos de tu teléfono si lo vendes 16.JUN.15

Gianfranco Lemmo
Fundador WebBizarro

Un estudio de la Universidad de Cambridge dice que es fácil recuperar la información de un Android al que se le hace un reinicio de fábrica. Esto es lo que hace la mayoría de personas que revende su equipo. Así que, si alguien más usa un smartphone o tableta que ha estado en tus manos, eso significa que es posible que esa persona tenga en su poder tus contraseñas, correos, fotos y demás información sensible.

Esto es cierto, pero no es tan sencillo. Es verdad que, cuando se hace un reinicio, no se hace un borrado físico de toda el almacenamiento. Como anota The Verge, la tecnología Flash, que es la que se usa en estos casos, limita cada cuánto puede ser sobreescrito un sector de memoria. Por eso, es posible que el reinicio no borre nada, sino que designe el sector particular como disponible.

Hay varias cosas que hay que tener en cuenta. En primer lugar, el nuevo usuario tendría que hacer un análisis forense –un procedimiento computacional para obtener la información– de las memorias para recuperar tus datos, algo que no está al alcance de cualquiera. Segundo, si esa persona comienza a usar tu equipo va a sobreescribir algunos de los sectores de memoria donde está alojada tu información, lo que disminuye la posibilidad de que sea recuperable. Tercero –y más importante aun–: es fácil solucionar el problema.

LA SOLUCIÓN ES CIFRAR LOS DATOS DE TU ANDROID

Desde la versión 3.0, Android permite cifrar los datos de tu teléfono. En la Configuración, menú ‘Seguridad’, está la opción de encriptarlo. Si tu Android va a cambiar de mano, hacerle eso antes de formatearlo y entregarlo va a eliminar casi del todo el riesgo de que otra persona se quede con tus datos. Aun si se hace el análisis forense, lo único se que va a obtener son los datos cifrados, y para descifrarlos va a ser necesaria la contraseña. Un atacante podría intentar hacer una operación de fuerza bruta –intentar sistemáticamente con contraseñas hasta encontrar la correcta–, pero si tu clave es lo suficientemente larga, lograrlo es casi misión imposible.

De hecho, iOS hace eso por defecto, y por eso el problema de seguridad solo está en Android a pesar de que todos los celulares usan la misma tecnología de almacenamiento. Pero eso significa que sí hay una vulnerabilidad.