Web BizarroWeb Bizarro

Suscríbete a nuestro Newsletter

X

Únete a nuestra lista de correos para recibir semanalmente actualizaciones de nuestro contenido.

5 cosas que deberías evitar decir a tus empleados

5 cosas que deberías evitar decir a tus empleados 25.APR.14

Gianfranco Lemmo
Fundador WebBizarro

La realidad de toda persona que realiza trabajos en una empresa es que tiene un jefe, el cual puede ser una persona excelente como también podemos conseguirnos el caso de ser personas exageradamente detestables e insoportables.

El día de hoy les comento 5 cosas las cuales si eres el jefe deberías de evitar a toda costa.

1. Yo soy el jefe. Haz lo que te digo

Si vas a establecer normas diferentes de las que tienes para ti mismo entre y para tus empleados, no puedes esperar que te respeten y hagan lo que pides.

2. Tienes suerte de tener trabajo

Si así es como te sientes acerca de cualquiera de tus empleados, entonces tal vez eres tú el que tiene suerte de tener trabajo. Nadie trabaja bien en un ambiente donde se les hace sentir que de alguna manera están en deuda con su empleador.

3. Si no te gusta, voy a encontrar a alguien que lo haga por ti

Como CEO, gerente o cabeza de cualquier espacio laboral, si bien tienes todas las facultades para la toma de decisiones y un sinfín de cosas más, eso no te otorga una licencia para ser desagradable con el resto. Cualquier persona puede llamarse a sí misma un gerente o el jefe, pero uno bueno, usará habilidades de liderazgo para motivar a los empleados y ofrecer resultados.

4. ¿Por qué eres el único que tiene un problema con esto? 

Si estamos hablando de un empleado que siempre es resistente o que tiene problemas de rendimiento, es un poco comprensible. Si estás hablando de un empleado que es relativamente cooperativo y que te está dando un mal rato sobre una situación en particular, entonces tal vez el problema es que no estás dispuesto a escuchar sus preocupaciones o ideas alternativas. O tal vez es sólo un mal día para él.

5. No tengo tiempo para esto 

Hay que dejar muy en claro que esta respuesta jamás es una opción. El jefe eres tú y una parte importante de tu trabajo es hacerte ese tiempo que dices no tener para toda la gente que trabaja contigo. En lugar de rechazar de plano la solicitud de la persona que lo requiere, reserva para más tarde u otro día unos minutos para conversar y así le puedes dar toda tu atención.